Shakira

(Shakira Isabel Mebarak Ripoll; Barranquilla, 1977) Cantante colombiana de pop-rock latino. Son muy pocas las estrellas latinoamericanas de la música pop-rock que han logrado un éxito internacional tan fulminante como Shakira, intérprete y compositora en castellano e inglés que ha alcanzado un puesto destacadísimo en los ámbitos de ambas lenguas.


Shakira

Nacida en el seno de una familia de clase media, Shakira era hija de William Mebarak, de ascendencia libanesa, y de Nidia Ripoll, colombiana con antepasados catalanes. Desde los cinco años mostró indicios de su vocación artística, demostrando su notable talento en la interpretación de danzas y cantos árabes. No en vano su nombre, Shakira, significa en lengua árabe "llena de gracia".

A los ocho años compuso su primera canción, Tus gafas oscuras, que dedicó a su padre. Éste, al igual que su madre, comprendió pronto cuál era la vocación de su hija, que inició una carrera artística infantil presentándose en programas de radio y televisión. A los diez años ya escribía canciones de forma sistemática; participó por primera vez en el concurso de televisión Buscando artista infantil en 1988, en el que resultó vencedora, y repitió el triunfo en 1989 y 1990.

Siendo adolescente, Shakira firmó su primer contrato discográfico con Sony Music Colombia, sello para el que grabó su primer álbum, Magia (1991), con temas que había compuesto entre los ocho y los trece años, al que siguió dos años después un segundo álbum, Peligro (1993). Su personalidad impactó de inmediato al público y a los periodistas musicales; fue elegida para representar a Colombia en el Festival OTI, pero no pudo asistir por ser menor de dieciséis años.

La gran oportunidad le llegó cuando fue invitada a participar en el Festival de la Canción de Viña del Mar de 1993. Fue entonces cuando, con sólo dieciséis años, su interpretación de la balada Eres le abrió las puertas del mercado latinoamericano. Mientras terminaba sus estudios de secundaria, Shakira preparó el que sería su tercer álbum, Pies descalzos (1995). El disco, que incluía además del tema que le da título otros hits como Estoy aquí, Sueños blancos y ¿Dónde estás corazón?, fue un éxito en toda América Latina, con más de cuatro millones de ejemplares vendidos; sus canciones se erigieron en éxitos extraordinarios y le hicieron ganar millones de admiradores.

Su siguiente disco, ¿Dónde están los ladrones? (1998), producido por Emilio Estefan, la convirtió en la estrella indiscutible del pop-rock latino, con más de ocho millones de copias vendidas. Algunos de los temas que contenía este álbum (nominado al premio Grammy y que se mantuvo durante más de un año entre los diez primeros del Soundscand en Estados Unidos), como el que le da título o Inevitable, Tú, Ojos así y Ciega, sordomuda, redoblaron la popularidad de Shakira y proyectaron su figura en los mercados internacionales.


Shakira en concierto

Para asentar su creciente popularidad en los Estados Unidos, la cantante grabó en Nueva York Shakira MTV Unplugged (1999), un concierto en vivo con un especial sabor latino que constituyó la primera presentación acústica retransmitida en español por MTV en ese país. Por este trabajo ganó Shakira su primer Grammy (al mejor álbum de pop latino) y los Grammy Latino a la mejor cantante pop (por Ojos así) y a la mejor cantante de rock (por Octavo día).

Sabedora del potencial del mercado anglosajón, Shakira decidió entonces dar un paso más en su carrera y escribió un nuevo álbum: Servicio de lavandería/Laundry Service (2001), con nueve temas en inglés, entre ellos Underneath Your Clothes y Whenever, Wherever, y cuatro en español. El disco fue número uno en Argentina, Australia, Austria, Canadá, México, Nueva Zelanda, Países Bajos, Suecia y Suiza, y supuso su consagración mundial, con más de 13 millones de copias vendidas. La gira de presentación del álbum, el "Tour de la Mangosta", duró seis meses (de noviembre de 2002 a mayo de 2003) y dejó para el recuerdo el DVD Live and Off the Record (2004).

Cuatro años después de Servicio de lavandería, la colombiana, que no paró en todo este tiempo de seguir componiendo, sorprendió con la publicación, con pocos meses de diferencia, de dos nuevos álbumes: Fijación oral Vol. 1, en español (junio de 2005), y Oral Fixation Vol. 2, en inglés (noviembre de 2005). El primero incluía temas como La tortura, interpretado a dúo con Alejandro Sanz, La pared o Las de la intuición. En sólo tres días las ventas en todo el mundo alcanzaron el millón de ejemplares. El vídeo de La tortura fue, además, el primero en español programado de forma regular en MTV y VH1.

Al éxito de este disco no le anduvo a la zaga Oral Fixation Vol. 2, con el que, al igual que el anterior, la cantante batió sus propios récords. Uno de sus sencillos, Hips Don't Lie, en el que contaba con la colaboración del rapero y productor Wyclef Jean, fue el más vendido de 2006; alcanzó el número 1 en la lista Billboard Hot 100 de Estados Unidos y convirtió a Shakira en la única artista colombiana en lograrlo. Asimismo, fue un fenómeno digital: en una sola semana se contabilizaron 266.500 descargas de la canción. Los galardones no se hicieron esperar: Fijación oral Vol. 1 obtuvo en 2006, entre otros, el Grammy al mejor álbum latino de rock/alternativo, el Grammy Latino al mejor álbum del año y seis premios Billboard a lo mejor de la música latina. Con ambas versiones en inglés y en español, la superestrella colombiana emprendió en junio de 2006 un ambicioso tour que la llevó a ciento cuarenta ciudades de América del Norte, América Latina, Europa, África y el Sudeste Asiático. La gira se prolongó hasta julio de 2007 y fue seguida en directo por más de cuatro millones de personas.

Tras esta gira, Shakira se encerró en la preparación de su siguiente álbum de estudio, She Wolf, que vería la luz en octubre de 2009. En el ínterin colaboró con artistas como Alejandro Sanz (Te lo agradezco, pero no), Beyoncé (Beautiful Liar) o Miguel Bosé (Si tú no vuelves) y coescribió y grabó dos temas para la película El amor en los tiempos del cólera (2007), basada en la novela homónima de su compatriota Gabriel García Márquez. She Wolf incluía temas como Loba o Gypsy (en cuyo vídeo promocional estuvo acompañada por el tenista español Rafa Nadal), que volvieron a situarla en el primer plano de la actualidad.

En el verano de 2010, tras presentar su propio perfume, S by Shakira, la cantante colombiana fue la encargada de despedir la Copa del Mundo de Fútbol de Sudáfrica, al ritmo del Waka, waka, una nueva versión de la canción camerunesa Zangalewo e himno oficial del Mundial. Pocos días después se trasladó a Barcelona (ciudad de la que se declaraba enamorada), donde grabó el vídeo de presentación de su nuevo disco, Sale el sol, esta vez en castellano. Sale el sol, en el que destacaba una colaboración con Calle 13, apareció en octubre y se presentó en una nueva gira, "El Tour de la Delicias", que recalaría en España en noviembre.

Pese a vivir en el firmamento de la popularidad, a Shakira no se le han subido los humos a la cabeza. Desde hace años compagina su carrera artística con las causas humanitarias. A mediados de la década de 1990 creó la Fundación Pies Descalzos, dedicada a ayudar a niños víctimas de la violencia en Colombia, otorgándoles servicios educativos, nutricionales, psicológicos y médicos. Fundó además ALAS (América Latina en Acción Solidaria), una institución sin ánimo de lucro que aspira a impulsar el desarrollo infantil temprano en América Latina. En 2003 fue nombrada embajadora de buena voluntad de Unicef, y en 2006 recibió el premio Espíritu de la Esperanza por su trabajo humanitario.

Desde el año 2000, Shakira compartió su vida con Antonio de la Rúa, hijo del que fuera presidente argentino Fernando de la Rúa; los rumores de boda se intensificaron hacia 2007, sin llegar a concretarse, lo cual alimentó los rumores de ruptura; en 2010 la propia cantante confirmó que se habían separado de forma amistosa. Desde 2011 está unida sentimentalmente al futbolista del FC Barcelona Gerard Piqué, romance que, como el anterior, ha inundado las páginas de la prensa rosa. Bella, de impresionante sensualidad (especialmente con sus inconfundibles movimientos de vientre y cadera) y con un absoluto dominio de los escenarios, la artista colombiana, que en 2012 llevaba vendidos más de 125 millones de discos en español e inglés, no hace más que renovar su éxito año tras año.