Dámaso Berenguer

Militar y político español (San Juan de los Remedios, Cuba, 1873 - Madrid, 1953). General desde su participación en la Guerra de Marruecos en 1909, Dámaso Berenguer fue ministro de la Guerra en el gobierno de Manuel García Prieto de 1918. Luego fue nombrado alto comisario español en Marruecos; desde ese puesto planeó la recuperación del territorio en manos de Abd el-Krim, que empezó con la toma de Xauen (1920); pero tropezó con el Desastre de Annual (1921).


Dámaso Berenguer

Procesado y separado del servicio por sus responsabilidades, el golpe de Estado de Primo de Rivera (1923) le salvó del castigo, pues el Directorio Militar subsiguiente lo amnistió y lo nombró jefe de la Casa Militar del rey Alfonso XIII (1924). Tras la caída de Primo de Rivera, Alfonso XIII encargó a Berenguer formar gobierno (1930), con la difícil misión de dirigir la vuelta a la normalidad. Pero su «dictablanda» se enfrentó a una situación enormemente complicada: los partidos tradicionales, desarticulados por siete años de dictadura, no deseaban que se convocaran elecciones a Cortes ordinarias inmediatamente como quería Berenguer; el regreso sin cambios a la situación constitucional anterior al golpe no resultaba admisible para la opinión pública, que se inclinaba progresivamente hacia opciones republicanas.

El movimiento obrero largamente reprimido salió a la luz, provocando desórdenes públicos; los partidos republicanos se unieron para provocar la caída de la Monarquía (Pacto de San Sebastián); y un levantamiento militar intentó en Jaca la proclamación de la República. Ante tales dificultades, Dámaso Berenguer renunció en 1931, sustituyéndole el almirante Juan Bautista Aznar. Dos meses después caía la Monarquía.