William Cecil

(William Cecil, barón de Burghley o Burleigh; Bourne, 1520 - Londres, 1598) Político inglés. Fue uno de los principales consejeros de Isabel I y apoyó a la Iglesia anglicana. Promulgó las poor laws, reforzó la flota y, aunque quiso evitar el enfrentamiento con España, terminó derrotándola en el episodio de la Armada Invencible (1588).


William Cecil

William Cecil estudió en el colegio mayor de Saint John en Cambridge. En un principio formó parte del Tribunal de Gracia y después fue miembro del Parlamento; finalmente se convirtió en secretario del rey Eduardo VI. Cuando fue invitado a participar en el gobierno durante el reinado de María Tudor, decidió alejarse de la corte.

En 1558, con el ascenso al trono de Isabel I, William Cecil se convirtió en el secretario principal de la reina. A su lado buscó el modo de reforzar el equilibrio económico de Inglaterra, adoptando, entre otras medidas, un nuevo sistema monetario en 1561. Para remediar la división religiosa del país se elaboró un acuerdo de compromiso, adecuado para la mayoría de los ingleses, que tuvo como resultado la creación de la Iglesia anglicana (1559). También puso fin a la costosa guerra con Francia.

Una vez solucionados los problemas más inmediatos (al menos temporalmente), la reina y su consejero comenzaron a desarrollar una política de moderación y compromiso a largo plazo que iban a servir de guía para Inglaterra durante los siguientes cuarenta años; se tomaron medidas tendentes a asegurar la prosperidad del país y a tratar con prudencia las amenazas de las potencias extranjeras, intentando especialmente diferir lo más posible la confrontación con España.

William Cecil reforzó el Ejército y la Armada y, para contrarrestar las periódicas amenazas de subversión contra el gobierno, organizó un eficaz servicio secreto. Su principal rival era el favorito de la reina, Robert Dudley, conde de Leicester, con quien mantuvo una larga lucha por el poder. Cecil logró superar los numerosos recelos que generaba su relación con la reina, y su triunfo frente a todos sus enemigos se puso de manifiesto cuando fue nombrado barón de Burghley en 1571 y lord tesorero en 1572.

Entre 1570 y 1590, la actividad del barón de Burghley protegió a su soberana contra las numerosas conspiraciones e invasiones maquinadas por los católicos para derribar a la reina protestante. Conociendo al detalle las intrigas de la reina escocesa María Estuardo (prima de Isabel), hizo que fuera juzgada por traición y posteriormente ejecutada.

La perspicacia de Cecil frente a las intenciones de España y sus preparativos para la resistencia, sobre todo por mar, culminaron en la derrota de la Armada Invencible española en 1588, que trajo consigo un periodo de relativa seguridad. Probablemente la persona que mejor reconoció los impagables servicios del consejero a su país fue la propia reina, que dijo de él: “Ningún príncipe de Europa tiene un consejero como el mío.”

Cómo citar este artículo:
Fernández, Tomás y Tamaro, Elena. «». En Biografías y Vidas. La enciclopedia biográfica en línea [Internet]. Barcelona, España, 2004. Disponible en [fecha de acceso: ].

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información