Francesco Ferrara

(Palermo, 1810 - Venecia, 1900) Economista italiano. Estudió el concepto de «coste de reproducción», fundamental para la explicación del valor de un producto.

Siguió los estudios clásicos junto a los jesuitas y se interesó luego por la economía. En 1835 ingresó en la sección siciliana de la Dirección Central de Estadística y contribuyó a la aparición del Giornale di Statistica, que le dio notoriedad. Al mismo tiempo tomó parte en la vida política y colaboró en la preparación del levantamiento siciliano de 1848. Toda su actividad de político, economista y patriota se inspiró en su principio según el cual la economía política representaba la nueva fase del afán de libertad.

Tras su detención (enero de 1848) y el triunfo de los revolucionarios, Francesco Ferrara ingresó en el Parlamento de Sicilia. Vueltos los Borbones, permaneció en Turín, adonde se había dirigido para ofrecer la corona siciliana al duque de Génova. Allí trabó amistad con muchos políticos, entre los cuales figuraba Camillo Benso, conde de Cavour, quien solicitó la colaboración de Ferrara en Risorgimento y La Croce di Savoia.

Nombrado profesor de economía política de la universidad turinesa, vio su aula frecuentada por una selecta concurrencia. En 1859, las opiniones que expresó acerca de la libertad de enseñanza le obligaron a trasladarse a Pisa, cuya cátedra dejó el año siguiente al regresar a Palermo, donde, ya libre Sicilia, el gobierno provisional le confió la dirección de los impuestos indirectos.

En 1862 volvió a Turín, requerida oficialmente su ayuda en la preparación de varias medidas económicas. En 1867 fue nombrado ministro de Hacienda y luego formó parte del Parlamento. En 1868 obtuvo el cargo de director de la nueva Escuela Superior de Comercio de Venecia.

Tras un largo paréntesis, Italia tuvo en Francesco Ferrara un economista renovador. De entre sus obras cabe destacar las póstumas Lecciones de economía política, que fueron publicadas entre 1934 y 1935, recurriendo a fuentes litográficas y manuscritos inéditos. Este volumen completa el pensamiento del autor, ya contenido en los prólogos a los volúmenes de la primera y segunda serie de la "Biblioteca dell'Economista", fundada por él.

Como los economistas que le precedieron, Ferrara se ocupó del problema del valor. Su investigación lo llevó a completar la teoría del coste de reproducción, ya en parte esbozada por Carey. Para Francesco Ferrara esa teoría se afirma como principio universal con el cual enlazan todas las teorías particulares económicas: desde su punto de vista, todo acto económico se reduce, en el fondo, a un acto de cambio. Dicho de otro modo: en régimen de perfecta libertad, los elementos que concurren en el cambio tienden a equilibrarse, o sea, a sustituirse recíprocamente y a ponerse en disposición, aunque sea con intensidad diversa, de satisfacer una misma necesidad.

Nada escapa, según Ferrara, a esta ley de la reproducción y distribución, ya sea de mercancías o de servicios; unos productos son substituidos por otros, porque todo se reduce, en el fondo, a un denominador común que es precisamente el coste de reproducción. Espíritu revolucionario, Ferrara merece ser recordado no sólo como una de las grandes figuras del Risorgimento italiano, sino también como el más agudo e inteligente economista italiano del siglo XIX.

Cómo citar este artículo:
Ruiza, M., Fernández, T. y Tamaro, E. (2004). . En Biografías y Vidas. La enciclopedia biográfica en línea. Barcelona (España). Recuperado de el .

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información