Joseph Kasavubu

(Tshela, 1910 - Boma, 1969) Político del Zaire. Defensor de los intereses de los congoleños frente a Bélgica y de su independencia, participó activamente en organizaciones destinadas a la consecución de dichos fines, principalmente en ABAKO (movimiento nacionalista "Alianza de Bakongo"). Fue el primer presidente de la recién proclamada República desde 1960 hasta 1965, una vez conseguida la independencia respecto a Bélgica.


Joseph Kasavubu

En una primera etapa de su vida, influido tal vez por la educación recibida de parte de los misioneros católicos, ejerció de maestro laico. Posteriormente, en 1942, pasó a desempeñar el puesto de oficial mayor en el servicio civil, cargo más importante al que podía acceder un nativo del Congo dentro de la administración colonial belga. A finales de esa década volcó todos sus esfuerzos en distintos movimientos independentistas congoleños que luchaban contra las autoridades belgas, al frente de organizaciones culturales y agrupaciones estudiantiles que eran realmente formaciones políticas enmascaradas.

Durante la década de los años cincuenta, dentro de la Alianza de Bakongo (uno de los más poderosos movimientos independentistas tribales del Congo), Joseph Kasavubu luchó por la formación de un Congo independiente con estructura federal. Sus dotes de liderazgo le llevaron a ser nombrado, en 1955, presidente de la Alianza de Bakongo (ABAKO), una asociación político-cultural dentro del Bakongo. En 1957, en las primeras elecciones municipales permitidas por las autoridades belgas, Kasabuvu fue elegido alcalde del distrito de Dendale, tras la victoria aplastante del ABAKO.

En 1960, el Congo alcanzó su independencia respecto a Bélgica, y se celebraron las primeras elecciones nacionales. El ABAKO, liderado por Kasabuvu, tuvo como principal oposición al partido liderado por Patrice Lumumba. La igualdad entre ambos líderes se constató por el hecho de que ninguna de las dos formaciones políticas consiguió alcanzar la mayoría absoluta necesaria para formar gobierno. Esta circunstancia obligó a los dos políticos a formar un gobierno de coalición, en el que Kasavubu fue nombrado presidente y Lumumba primer ministro.

En los momentos posteriores a la independencia el país, la inestabilidad política fue una constante. Junto con la rebelión de parte del ejército, se sufrió una intervención militar belga, con la excusa de la protección de los residentes de esta nacionalidad. Al mismo tiempo se produjo la secesión de la provincia de Katanga, bajo el liderazgo de Moïse Tshombé. Todas estas circunstancias obligaron a intervenir a la Organización de las Naciones Unidas (ONU), ayuda que resultó ineficaz para restaurar el orden en el país. El problema principal fue la colaboración de las tropas soviéticas, solicitada por Lumumba con el fin de mantenerse en el poder.

A pesar de esto, Kasavubu logró cesar a Lumumba gracias al apoyo de gran parte del ejército, comandado por el coronel Mobutu, conocido más tarde como Mobutu Sese Seko. En un primer momento, Kasavubu apoyó el golpe de Estado que Mobutu lideró en 1960, mientras diseñaba un plan para nombrar primer ministro a Tshombé (objetivo que cumplió en 1964). Sin embargo, su papel en la vida política terminó con el segundo golpe de estado de Mobutu, en 1965, fecha en la que Kasavubu se retiró a su granja de Boma.

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información