Macbeth

(?, h. 1005-Lumphanan, Escocia, 1057) Monarca escocés (1040-1057). Conde de Moray, en 1031 fue nombrado general por el rey Duncan I. La ascendencia real de su esposa Grouch, nieta del antiguo monarca Kenneth III, le indujo a aspirar al trono, para lo cual asesinó a Duncan en la batalla de Elgin (1040). Tras el magnicidio, y a pesar de la oposición del rey Siward de Northumbria, logró mantenerse en el poder hasta 1057, año en el que fue derrotado y muerto en la batalla de Lumphanan a manos de Malcolm Canmore, hijo de Duncan. Estos acontecimientos históricos inspiraron a Shakespeare su famoso drama homónimo, en el cual la figura del noble escocés aparece convertida en un juguete del destino, que le impulsa a cometer traición y matar a su legítimo señor, condenándole a vivir sumido en los remordimientos. Cabe destacar que el autor alteró algunos hechos documentados históricamente, con el objetivo de reforzar la línea sucesoria del entonces rey de Inglaterra, Jacobo I.