Valentín Paniagua

(Valentín Paniagua Corazao; Cuzco, 1936) Político peruano que fue presidente de la República entre 2000 y 2001. Cursó estudios superiores de derecho en la Universidad Nacional San Antonio Abad del Cusco (UNSAAC). Ya desde su época universitaria mostró inquietudes políticas, siempre vinculadas a una ideología socialcristiana, y participó en la fundación del Frente Universitario Reformista Independiente (1955-1956) en la antedicha institución de su ciudad natal.


Valentín Paniagua

En las elecciones de 1963 resultó elegido diputado por Cuzco en las listas de la coalición electoral formada por el Partido de Acción Popular y por el Partido Demócrata Cristiano (al cual pertenecía); el presidente electo, Fernando Belaúnde Terry, le designó después ministro de Justicia y Culto. En 1974 abandonó las filas democristianas y se adhirió al Partido de Acción Popular. Elegido nuevamente diputado en 1980, integró desde ese año hasta 1985 la Comisión de Constitución de la Cámara de Diputados, fue elegido presidente de esta última en 1982, y, finalmente, nombrado ministro de Educación en 1984 durante el segundo periodo presidencial de Belaúnde (1980-1985).

Catedrático de Derecho Constitucional en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos y en la Pontificia Universidad Católica del Perú, en 1997 se encargó de la defensa en el Congreso de tres miembros del Tribunal Constitucional que se habían opuesto a que Alberto Fujimori, presidente desde 1990, pudiera presentarse a las elecciones presidenciales de 2000 y aspirar así a un tercer mandato. En dichos comicios, Paniagua, que para entonces ya era secretario general de Acción Popular, resultó elegido diputado.

Como consecuencia de la crisis política acaecida en Perú en los últimos meses de 2000, muchos diputados fujimoristas se pasaron a las filas de la oposición, la cual, tras ser mayoría en el Congreso, promovió una moción de censura contra la presidenta de la cámara, Martha Hildebrandt. Ésta tuvo que abandonar el cargo, que pasó a ser ocupado por Paniagua el 16 de noviembre de 2000.

Tres días después, Fujimori, desde Japón, renunció a la jefatura del Estado; ello provocó la dimisión de su gobierno y de los vicepresidentes primero y segundo (Francisco Tudela y Ricardo Márquez). El Congreso declaró vacante la presidencia de la República y, en virtud del orden de sucesión constitucional y dada la ya citada renuncia de los dos vicepresidentes, la jefatura del Estado recayó en Paniagua, en su condición de presidente de la cámara legislativa.

Paniagua juró el 22 de noviembre de 2000 ante el pleno del Congreso como presidente de la República, cargo que ejercería de forma provisional hasta la toma de posesión del presidente emanado de las elecciones previstas para 2001. Una de sus primeras medidas fue nombrar un nuevo gobierno, integrado por miembros de los múltiples grupos de la oposición y a cuyo frente estaba Javier Pérez de Cuéllar en calidad de primer ministro.

El 28 de julio de 2001, tras celebrarse los citados comicios presidenciales (que requirieron dos vueltas, desarrolladas el 8 de abril y el 3 de junio de ese año), Alejandro Toledo, candidato de Perú Posible, sucedió a Paniagua en la jefatura del Estado peruano. En noviembre de 2005, Valentín Paniagua fue designado candidato por el Frente de Centro (alianza que aglutinó a diversos partidos de dicha tendencia) a las elecciones presidenciales de 2006, en las que resultaría vencedor Alan García Pérez.