Max Reger

(Brand, 1873 - Leipzig, 1916) Compositor y pianista alemán. Hijo de un maestro, estudió primero en Weiden, después en Sonderhausen con Hugo Riemarin y en Wiesbaden, donde pronto consiguió un puesto de profesor en el Conservatorio. Pasó después a Munich (1901), donde obtuvo gran éxito como pianista, pero también mucha oposición por sus ideas innovadoras.

De los años de Munich son, además de la mayor parte de los Lieder, los tres primeros Cuartetos para arco (op. 54 y 74), el Quinteto, con piano, op. 64, la Serenata y el Trío, op. 77, las Sonatas, op. 72 y 84, para violín y piano, las once Sonatas para violín solo (op. 42 y 91), las Variaciones y fuga sobre un tema de Bach, op. 81 para piano, la mayor parte de sus composiciones para órgano, en primer lugar la Fantasía y fuga sobre un tema de Bach, op. 46 y las Variaciones y fuga sobre un tema original, op. 73 y las monumentales Variaciones y fuga sobre un tema de Beethoven, op. 86 e Introducción, pasacalle y fuga, op. 96 para dos pianos.

Son obras que documentan su excepcional maestría en el contrapunto y su vivísimo amor por las formas y por los autores clásicos. Aparece evidente una posición opuesta al Romanticismo, que llega entonces a la exasperación. Max Reger se da cuenta de la crisis, pero no logra superarla: el desmenuzamiento del organismo musical es todavía una posición romántica. Reger sabe penetrar en lo intimo de un tema, desentrafiar todas sus posibilidades, aun las infinitesimales; sabe llegar a las consecuencias más lejanas e imprevisibles de una forma; la vitalidad de la obra de Reger se halla en el fragmento, en una serie de episodios a menudo luminosos y floridos, pero también con frecuencia ahogados en una trama enorme e invasora. Reger ama sus divagaciones y sus búsquedas y se pierde en ellas: es la confirmación de su alma romántica, pero también constituye su limitación de artista.

Nombrado profesor de composición en el Conservatorio de Leipzig (1907), Reger se dedicó a la música coral y orquestal y escribió una serie de Motetes para la iglesia de Santo Tomás y las Variaciones y fuga sobre un tema de Hiller, op. 100; no olvidó, sin embargo, la música de cámara (son de este período el Cuarteto, op. 109, uno de los trabajos más perfectos y significativos de Reger, el Sexteto op. 118 y el último Cuarteto, op. 121 para arco) ni la vocal.

En 1911 fue nombrado director de la orquesta de Meiningen. Consiguió gran fama y perfeccionó su escritura orquestal; son de estos años el Concierto al estilo antiguo, op. 123, la Suite romántica, op. 125, los Cuatro poemas del Böcklin, op. 128, más bien hinchados y retóricos, y las Variaciones y fuga sobre un tema de Mozart, op. 132, además de la op. 131, que reúne una serie de composiciones para instrumentos de arco (violín; dos violines; viola; violoncelo) y otra serie de composiciones para órgano. Retirado a Jena en 1913, Reger murió inesperadamente de un ataque al corazón.

Cómo citar este artículo:
Ruiza, M., Fernández, T. y Tamaro, E. (2004). . En Biografías y Vidas. La enciclopedia biográfica en línea. Barcelona (España). Recuperado de el .

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información