Ian Douglas Smith

(Selukwe, 1919) Político rhodesiano. Estudió en la escuela superior de su ciudad natal, hasta que en 1941 se alistó en la Fuerza Aérea de Rhodesia del Sur. A los veintidós años participó en la Segunda Guerra Mundial como piloto de la Royal Air Force (RAF). Durante un combate en el norte de África fue derribado y quedó gravemente herido. Trasladado a El Cairo, se sometió a una delicada operación plástica, ya que su rostro había quedado destrozado.

Seis meses después se reincorporó al servicio activo y su aparato fue derribado por los alemanes en el norte de Italia; se lanzó en paracaídas y poco después se unió a un grupo de partisanos, con los que combatió durante cinco meses. Finalmente, cruzó los Alpes solo, para reunirse con las tropas aliadas que habían invadido Francia. Terminada la guerra, inició sus estudios de Economía en la Universidad Rhodes, en Sudáfrica. En 1948 contrajo matrimonio con la maestra sudafricana Janet Watt.

Inició su carrera política afiliándose al Partido Unido, en el poder, militando en el ala ultraconservadora. La Constitución aprobada en 1961, que concedía a los negros 15 escaños en un parlamento de 65, contó desde el inicio con la oposición del parlamentario Smith. Dimitió de su puesto en el Partido Unido y fundó el Frente Rhodesiano, alzando la bandera de la supremacía blanca. El nuevo partido contaba con el apoyo económico de importantes financieros, entre ellos el llamado rey del tabaco, Douglas Collard Lilford.

Contra todo pronóstico, el Frente Rhodesiano ganó las elecciones legislativas de 1962. Fue un aviso de que la minoría blanca no estaba dispuesta a aceptar las imposiciones británicas sobre su futuro. En 1963, Londres aceptó la disolución de la Federación de Rhodesia y Nassylandia. En los meses siguientes, Rhodesia del Norte se convirtió en Zambia, y Nassylandia en Malawi. Rhodesia del Sur no estaba dispuesta a seguir esos pasos y se situó en una postura de clara rebeldía frente a los británicos. Smith, que era Viceprimer Ministro y Ministro de Hacienda, fue nombrado Primer Ministro en abril de 1964, al término de una larga crisis que puso fin al mandato de Einston Field. A continuación proclamó unilateralmente la independencia de la colonia el 11 de noviembre de 1965.

Desde entonces comenzó su gran batalla, tanto contra Gran Bretaña como contra las Naciones Unidas y la Commonwealth, que impusieron sanciones económicas por considerar ilegal el régimen racista de Smith, y exigían un gobierno mayoritario que forzosamente tendría que incluir a los cinco millones de africanos, dominados por tan sólo 300.000 blancos. Sin embargo, el apoyo de Sudáfrica permitió la supervivencia del régimen, que optó por la guerra como respuesta a las reivindicaciones de la mayoría negra. A comienzos de los setenta, la situación de Ian Smith empezó a debilitarse, cogido entre la intransigencia de miembros de su propio partido y el reforzamiento de la oposición negra, reagrupada bajo la bandera del Congreso Nacional Africano (ANC), que llevaba a cabo importantes acciones guerrilleras.

El cierre de la frontera de Mozambique, única salida al mar y principal vía de transporte de mercancías, contribuyó al aislamiento del régimen de Smith. Acorralado, declaró en 1977 que estaba dispuesto a aceptar el principio un hombre, un voto, del que había renegado tiempo atrás, con el fin de entablar negociaciones con los nacionalistas negros. De esta forma, parecía fracasar la iniciativa de paz anglo-americana para Rhodesia.

Así, en marzo de 1978, se firmó un acuerdo de paz con los tres líderes negros moderados: el pastor Sithole, el obispo Muzorewa y el jefe Chiran. Se convocaron elecciones, de las que fueron excluidos Nkomo y Robert Mugabe, unidos en el guerrillero Frente Patriótico. Los blancos se reservaron 28 escaños de 100, y tres ministerios clave, Defensa, Interior y Justicia, que permitieron a Smith seguir gobernando el país de forma provisional.

Posteriormente, un nuevo acuerdo entre el gobierno y dirigentes guerrilleros puso fin a las hostilidades, y se procedió a la convocatoria de elecciones en abril de 1980. La votación concedió una amplia mayoría a Robert Mugabe, que se convirtió en Primer Ministro. Ian Smith siguió viviendo en Zimbabue, aunque se retiró de la política activa.