Hendrik Frensch Verwoerd

(Amsterdam, 1901 - Ciudad de El Cabo, 1966) Político sudafricano que fue Primer Ministro desde 1958 hasta su muerte. Desarrolló, como base de su programa, una política de segregación racial conocida como apartheid. Verwoerd, junto con Daniel-François Malan y Johannes G. Strijdon, es considerado uno de los padres de esta dirección política. Proclamó la República de Sudáfrica en 1961, que quedó totalmente desligada de la Comunidad de Naciones Británicas o Commonwealth.

A pesar de su origen europeo, su familia se trasladó a Sudáfrica cuando él sólo contaba con tres meses de vida. Recibió una educación esmerada en diversos colegios sudafricanos importantes, en los que destacó desde el principio por su inteligencia y brillantez. Se licenció en la Universidad de Stellenbosch, donde nada más acabar sus estudios logró ocupar un puesto de profesor en el departamento de psicología aplicada, en 1927. Posteriormente, en 1933, su carrera como docente se desarrolló en el departamento de Sociología.

Su interés por la política todavía no le había involucrado directamente en ningún organismo político institucional firmemente establecido. Fue a partir de 1937 cuando su implicación en asuntos políticos aumentó de forma considerable debido a su nuevo puesto como editor de un periódico nacionalista afrikáner. Desde la tribuna del Die Transvaler, en Johannesburgo, desarrolló una campaña claramente partidista en favor de los nacionalistas en las elecciones de 1948, como consecuencia de la cual consiguió a su vez el cargo de Senador. Dos años después fue nombrado ministro de Asuntos Indígenas, y desde ese momento se convirtió en responsable de la aprobación de uno de los mayores paquetes de medidas legislativas pro-apartheid, al tiempo que contaba con el apoyo de los nacionalistas, que en aquellos años eran el grupo fuerte de poder sudafricano.

En las siguientes elecciones generales de 1958, Verwoerd obtuvo un puesto en la Asamblea Sudafricana, y apenas unos meses más tarde, en septiembre de 1958, el parlamento y la junta política de los nacionalistas le designaron Primer Ministro de Sudáfrica, gracias a la firme ayuda del líder del ala derechista radical del Partido, B. J. Voster. Estos acontecimientos se habían precipitado con motivo de la muerte del hasta entonces Primer Ministro, Johannes Gerhardus Strijdon.

Como Primer Ministro, una vez que el corpus legislativo había sido reformado con la incorporación de las leyes segregacionistas, puso en práctica el programa en su totalidad para su implantación real. Básicamente, su aplicación consistió en la separación en distintos territorios de la población blanca frente a los mestizos, a los asiáticos y a los africanos negros. En 1959 aprobó la Ley de Autonomía Bantú, por la cual la población negra quedó confinada en ocho reservas separadas, también llamadas Patrias Bantú, Bantustanes o Estados negros.

La población de color no aceptó de buen grado esta política racista, por lo que las alteraciones sociales y los conflictos de cierta gravedad se repitieron con asiduidad a lo largo de estos años, mientras la población blanca acusaba a Verwoerd de un exceso de liberalismo político con respecto a la población de color. Un ejemplo importante de lo señalado ocurrió en marzo de 1960 en Sharpeville, lugar donde el enfrentamiento racial provocó un importante derramamiento de sangre por parte de la policía sudafricana, que abrió fuego contra los manifestantes de una marcha pacífica contra las leyes segregacionistas. Para solucionar estos problemas, Verwoerd decidió trasladar a su ministro Voster desde la cartera de Educación a la de Justicia.

El desarrollo de esta política racial fue el eje conductor de toda su carrera política, antes y durante su función de Primer Ministro. Las consecuencias de esta política pusieron en peligro su vida en diferentes ocasiones. La primera de ellas en 1960, cuando un granjero disparó contra él sin éxito. Además, durante su mandato se vio cumplido, el 31 de mayo de 1961, su máximo sueño de proclamar la República Sudafricana y romper así todos los lazos políticos que existían con el Imperio Británico. Dicha ruptura se produjo definitivamente el 5 de octubre de 1960, cuando por una escasa mayoría los votantes blancos aprobaron la propuesta de Verwoerd de desligarse de la Commonwealth o Comunidad de Naciones del Imperio Británico.

Por último, fue el responsable, como Primer Ministro, de la sentencia dictaminada por su ministro de Justicia, Voster, que condenó a cadena perpetua en 1964 a Nelson Mandela, líder del Congreso Nacional Africano, que había sido declarado ilegal en 1960. En 1966, un mestizo mozambiqueño, Demetrio Tsafendas, le apuñaló en el parlamento sudafricano, provocándole una herida mortal que acabó con su vida.