Kliment Efremovich Voroshilov

(Verjneye, 1881 - Moscú, 1969) Militar y político soviético. Fue uno de los más estrechos colaboradores de Josif Stalin, tras cuya muerte en 1953 pasó a ocupar la presidencia de la Unión Soviética, puesto que ocupó hasta 1960. Durante su época en la clandestinidad fue conocido con el sobrenombre de Vorlodik.

Era hijo de un ferroviario y de una asistenta, y debido a la pobreza de su familia tuvo que comenzar a trabajar en las minas Golubav cuando contaba con siete años. A los 16 años se sintió atraído por los diferentes grupos revolucionarios que surgieron en Rusia, y fundó una célula revolucionaria entre los trabajadores de la planta metalúrgica de Alchevsk donde trabajaba. Promovió en 1899 la celebración de una huelga en su lugar de trabajo, lo que provocó su primera detención. En 1903, tras trasladarse a Lugansk, se afilió al partido bolchevique, motivo por lo que fue arrestado varias veces por la policía zarista.

Durante la revolución de 1905 fue el encargado de organizar el levantamiento de los trabajadores de Lugansk. Fue elegido al año siguiente presidente del soviet de dicha ciudad, en cuya condición participó como delegado en el 4º Congreso de su partido celebrado en Estocolmo, donde empezó a colaborar con Lenin. Fue detenido de nuevo en 1907 y deportado a Archangelsh, lugar del que se escapó para continuar con su actividad revolucionaria. Poco tiempo después acudió al 5º Congreso bolchevique. Allí conoció a la que con el paso del tiempo se convertiría en su mujer, Iakaterina Davidovna Gorbran.

Al estallar la Primera Guerra Mundial se trasladó a Petrogrado, donde tomó parte activa en la Revolución de Febrero. Ingresó en el soviet de la ciudad como representante del Regimiento Izmailovsky. En agosto de 1917 regresó a Lugansk, donde fue elegido jefe del soviet y jefe de la duma. Estas responsabilidades le impidieron acudir al 2º Congreso de los soviets de todas las Rusias; sin embargo, a pesar de su ausencia fue elegido miembro del Comité Ejecutivo Central.

Tras la Revolución de Octubre, en la que los bolcheviques tomaron el poder, Lenin le envió a Ucrania con el grado de comandante para que dirigiese la lucha contra las tropas antibolcheviques. Organizó varios grupos de guerrillas y el embrión de lo que se convertiría en el Ejército Rojo. Llegó a reunir una fuerza de 15.000 hombres, que recibió el nombre de 10º Ejército. Durante la defensa de la ciudad de Tsaritsyn, en el verano de 1919, comenzó su estrecha colaboración con Stalin, quien era el comisario político de la región. Se opuso a la opinión de Lenin de formar un ejército regular con la ayuda de antiguos oficiales zaristas, ya que era partidario de construir una milicia de partisanos y guerrillas.

En mayo de 1920 pasó a ocupar el puesto de Comisario Político del Frente Sudoeste, donde el ejército polaco había avanzado hacia el interior de Ucrania y sitiado la ciudad de Kiev. Gracias a sus éxitos militares fue ascendido a general; en 1921 nombrado miembro del Consejo de Guerra de Moscú y pasó a ocupar un puesto en el del Comité Central del Partido Comunista Soviético. Acudió como representante del Primer Ejército al 10º Congreso del partido Comunista.

En mayo de 1924 reemplazó a Trotski como comandante del Distrito Militar de Moscú. Al producirse el fallecimiento de Mijail Vasilievich France en 1925, asumió la presidencia del Consejo Militar Revolucionario y el cargo de Comisario del Defensa. Un año después fue nombrado miembro Politburó del Comité Central del Partido Comunista. Bajo las órdenes de Stalin inició una purga en las filas del ejército, con el fin de eliminar cualquier oposición al jefe de Estado, e hizo desaparecer a dieciséis mil oficiales. Durante el 17º Congreso del partido en 1934, la ciudad de Lugansk fue rebautizada como Voroshilovgrad. Fue ascendido por Stalin en 1935 a mariscal como premio a su fidelidad. Efectuó una segunda purga en 1937, la que acabó con el fusilamiento de ocho tenientes generales.

En 1939 fue encargado de dirigir las tropas durante la campaña de Finlandia, pero sus fracasos iniciales provocaron sus sustitución por el mariscal Timoshenko. Cuando los alemanes atacaron la Unión Soviética en junio de 1941, fue nombrado comandante de las fuerzas del Ejército del Norte. Voroshilov no logró evitar que las tropas alemanes cercaran la ciudad de Leningrado. Su fracaso hizo que en septiembre de 1941 fuera cesado como comisario de Defensa, y se le desplazara al frente septentrional. Al finalizar la guerra, supervisó como representante personal de Stalin la firma del armisticio con Finlandia, tras lo que se trasladó a Hungría, país en el que dirigió hasta 1947 el establecimiento del régimen comunista.

A su regreso a Moscú fue nombrado por Stalin viceprimer ministro, y pasó a ocupar un puesto en el Politburó como experto en temas militares. Su prestigio y su influencia disminuyeron poco a poco hasta que, a principios de 1953, cayó en desgracia a los ojos de Stalin. Cuando en marzo de ese año se produjo la muerte de Stalin, Voroshilov se convirtió en el presidente del Presidium del Soviet Supremo, lo que le convertía en el jefe del Estado de la Unión Soviética. En 1957 se unió a otros miembros del Presidium para evitar el acceso al poder de Kruschev, por lo que fue vuelto a llamar a Lugansk.

Fue sustituido por Leónidas Breznev en 1960 dentro de la política iniciada por Nikita Kruschev con el fin de alejar a los políticos implicados en el régimen de Stalin. Volvió a la vida pública en 1964, al producirse la muerte de Kruschev. Aunque sus apariciones eran simbólicas, era reelegido anualmente cono miembro del Soviet Supremo. Tras su muerte, Lugansk volvió a denominarse Voroshilovgrad. Durante su vida recibió numerosas condecoraciones: dos veces Héroe de la Unión Soviética, ocho órdenes de Lenin y seis órdenes de la Bandera Roja.