Abú al-Hasan Alí ibn Nafi Ziryab

(Bagdad, Iraq, 789 - Córdoba, c. 857) Músico árabe. Fue discípulo de Isaq al-Mawsili (767-850) y se trasladó a Kairuán y Córdoba durante el califato de Abd al-Rahman II (822-852). Fundador de las distintas tradiciones musicales de la España musulmana, conoció de memoria más de diez mil canciones e introdujo numerosas reformas que modificaron profundamente el arte musical de la época.


Ziryab

Descendiente de esclavos libertos relacionados con la corte por servicio, pronto se le dio el apodo de Ziryab (pájaro negro) por su voz y el muy oscuro color de su piel. Parece seguro que en Bagdad tuvo como principal maestro a Isaq al-Mawsili. Según las referencias de su biógrafo, al-Maqqari, Ziryab fue presentado al califa y desde ese momento empezó a torcerse la relación que tenía con su maestro a causa de la envidia. Ello animó al músico a abandonar su tierra y viajar al extremo occidental de los dominios musulmanes, hasta al-Ándalus. Una vez en la costa occidental africana del estrecho de Gibraltar, logró ponerse en contacto con Al-Hakam I, emir de al-Ándalus (796-822), gracias a cuya influencia pasó con recomendaciones a la Península Ibérica.

En la costa gaditana entabló amistad con el músico judío Mansur, amigo personal del emir Abd al-Rahman o Abderramán II (822-852), que lo acogió en su corte como poeta, músico, cocinero, inventor y consejero general. Ziryab fue un extraordinario tañedor de ud, un tipo de laúd oriental de mástil corto, sin trastes, cuerpo abombado, clavijero en ángulo y cuerdas dobles. Introdujo además innovaciones en su construcción, como maderas de mayor resonancia y más duraderas, mejores encordaduras y una nueva cuerda, y sustituyó el uso del plectro de madera por el de pluma de ave, más flexible y manejable.

Las ideas musicales de Ziryab, sobre todo en cuanto a la voz, dieron fruto en la escuela que fundó en Córdoba. Enriqueció los esquemas rítmicos de la recitación y el canto e innovó en el acompañamiento instrumental del mismo, abriendo el abanico de los modelos melódicos y sus combinaciones. Ziryab tuvo asignada una paga de 200 dinares mensuales, y sus hijos recibían 20 dinares cada uno (fueron ocho). Consiguió también grandes cantidades de dinero en diversos tipos de servicios a la corte. Además de músico y poeta fue geógrafo, astrólogo, inventor de nuevos platos de cocina e introductor de nuevas modas en el vestir, el peinado y la ornamentación, tanto de hombres como de mujeres.

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información