Jean Louis Barthou

(Oloron-Sainte-Marie, 1862 - Marsella, 1934) Político francés que ocupó el cargo de primer ministro en 1913 y el de ministro de Asuntos Exteriores en los años 1917 y 1934. Louis Barthou estudió derecho en París y tras doctorarse estableció su residencia en Pan. Ejerció la abogacía desde 1884, pero pronto se sumó a la labor política. En 1889 fue elegido para el Parlamento como diputado por Oloron, mostrándose entonces como un gran polemista y orador.


Louis Barthou

Entre los años 1889 y 1993 fue ministro de Trabajos Públicos, cargo del que dimitió a causa de un acuerdo del Consejo de Estado favorable a las compañías de ferrocarriles. Posteriormente, en el gabinete de Jules Méline (29-IV-1896) fue ministro de Interior. Reelegido en los comicios de 1898, 1902 y 1906, figuró en el partido progresista radical, desde el que apoyó la política de Émile Combes. De nuevo ocupó la cartera de Trabajos Públicos en el gabinete presidido por Sarrien (1906).

Jean Louis Barthou sirvió como primer ministro de Francia entre marzo y diciembre de 1913. Durante la Primera Guerra Mundial trabajó enérgicamente por la causa francesa. La muerte de su único hijo en combate acentuó su odio a Alemania. Al final de la guerra participó en el Tratado de Versalles, donde criticó las negociaciones llevadas a cabo por Georges Clemenceau por considerar que no ofrecían las suficientes garantías contra futuras agresiones, y abogó por el desmembramiento de Alemania.

Después de servir en los gabinetes de Paul Painlevé, Aristide Briand y Raymond Poincaré, Louis Barthou fue nombrado senador en 1922 y fue el jefe de la delegación francesa en la Conferencia de Génova. El mismo año fue nombrado presidente de la Comisión Aliada de Reparaciones, puesto que desempeñó durante cuatro años. En 1926 acupó la cartera de Justicia, de nuevo bajo la dirección de Poincaré.

Fue también delegado de la Conferencia de Desarme de Génova (1932-1933), y en 1934 volvió a ser nombrado ministro de Exteriores. Advirtiendo la creciente amenaza del nazismo alemán, Louis Barthou trabajó para construir un sistema de consulta y mutua asistencia entre los países de Europa Oriental que no llegaría a materializarse. Desarrolló una política tendente a fortalecer las relaciones de Francia con la Unión Soviética, el Reino Unido y los estados balcánicos, en un intento de reconstruir el antiguo sistema de alianzas contra Alemania; gracias a su decidido apoyo, la Unión Soviética fue admitida en la Sociedad de Naciones. Posteriormente comenzó las negociaciones para los tratados de mutua seguridad entre Francia, Unión Soviética y Checoslovaquia. Murió asesinado junto con el rey Alejandro I de Yugoslavia, en un atentado en Marsella durante una visita del monarca yugoslavo a Francia.

Jean Louis Barthou fue además musicólogo, bibliófilo y escritor. Sus primeras obras se circunscribieron al terreno legal y político; entre ellas destacan De la distinction des biens meubles et inmeubles (1886) y L´action syndicale; la loi de 1884, résultats et reformes (1904). Pero también cultivó temas humanísticos en obras como Notes de voyage (1888), Mirabeau (1913), Les amours d´un poète (1919), Le géneral Hugo, 1773-1828 (1926) y La vie amoureuse de Richard Wagner (1925).

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información