Al-Hallay

(Abu Abd Allah al-Husayn ibn Mansur, llamado Al-Hallay; Al-Baydá, c. 858-Bagdad, 922) Místico musulmán. Discípulo de un místico, en 895 peregrinó a La Meca y empezó su predicación, que le llevó a las fronteras de China. De regreso a Bagdad, renunció a viajar y predicó por las calles y mezquitas de la ciudad. Menospreciaba las prácticas rituales y toda mediación entre Dios y el hombre. Sospechoso de chiismo y de atentar contra la autoridad del califa, representante de Mahoma, fue detenido en 909 y crucificado. Escribió una colección de poemas.