Fumimaro Konoe

(Fumimaro Konoye o Konoe; Tokio, 1891 - 1945) Político japonés, considerado como uno de los principales líderes políticos del Japón anterior a la Segunda Guerra Mundial. A lo largo de su vida fue senador, ministro del interior y primer ministro del Japón en dos ocasiones (1937-1939 y 1940-1941).

Era hijo del príncipe Atsumaro Konoe, miembro de una de las más importantes familias aristocráticas de Japón, la familia Fujiwara, que había estado relacionada con la Familia Imperial como consejeros desde el comienzo de la historia moderna japonesa. Su padre era presidente de la Cámara de los Pares. Fue educado según el sistema tradicional de las escuelas japonesas. En la Escuela de Pares, donde realizó sus estudios medios, llamó pronto la atención de sus profesores por su gran inteligencia, aunque siempre destacaron en él su actitud cínica hacia la sociedad.


Fumimaro Konoe

Durante su época de estudiante universitario entró en contacto con la filosofía y literatura occidental. En sus escritos juveniles se mostró interesado en los problemas económicos y sociales, y principalmente en los que afectaban a los pobres. En esa época tradujo al japonés el ensayo de Oscar Wilde titulado El Alma del hombre bajo el socialismo, que fue prohibida por el gobierno japonés al considerarlo peligroso para el orden público. Comenzó sus estudios universitarios en al Universidad de Tokio, donde se matriculó en filosofía. Posteriormente se trasladó a la Universidad de Kioto, donde estudió con el economista Kawakami Hajine.

Tras graduarse en derecho por la Universidad Imperial de Kyoto en 1917 ingresó gracias al apoyo de Saionji como personal no regular del ministerio del Interior. Tras la Primera Guerra Mundial escribió un articulo en la prensa japonesa en el que rechazaba el principio de pacifismo defendido por los británicos y los estadounidenses, ya que lo consideraba un simple pretexto para que estos países mantuvieran sus esferas de influencia. También considerada la idea de la creación de una Liga Internacional como un instrumento para la perpetuación de la economía imperialista y los prejuicios raciales. En 1919 formó parte de la delegación japonesa que acudió a la Conferencia de Paz de París como uno de los secretarios del Príncipe Kimmochi Saionji.

A su regreso a Japón ocupó el escaño que le correspondía por derecho familiar en la Cámara de los Pares. Pretendía que se reformase el Estado Mayor del Ejército, ya que quería evitar que el ejército influyera en la política exterior. Era un fuerte defensor de la nobleza, a la que consideraba el único sector social capaz de preservar una gran imparcialidad como defensores de la política imperial (Kokuta). Además perseguía la reducción de la influencia occidental en Asia.

Fundó en 1921 junto a Mori Kaku la Asociación para el Estudio de la Constitución, desde la que pedía la reforma de las normas para el acceso a la Cámara de los Pares. En 1926 fue designado director de la organización política Toa Dobunkai. Al año siguiente promovió la creación de una organización formado por miembros de la nobleza, Kayokai (Sociedad del Martes). Fue elegido vicepresidente de la misma en 1931, ocupando la presidencia desde 1933 hasta 1937.

Durante este período estrecho sus relaciones con las miembros del ala derecha de la Cámara Alta. El gobierno japonés le envió a Estados Unidos en 1934, para tratar de restablecer las buenas relaciones con este país, que se encontraban seriamente deterioradas a causa de la invasión japonesa de Manchuria. En 1936 Saionji le ofreció ocupar el puesto de primer ministro, pero Konoe rechazó el nombramiento. Finalmente fue designado primer ministro el 3 de junio de 1937.

Encabezó un gobierno de unidad nacional creado a raíz de que las tropas japonesas atacaran China. Konoe trató infructuosamente de poner final al conflicto. A pesar de esta actitud supuestamente pacifista, fue el responsable de dar los primeros pasos que llevaron a Japón hacia un estado de defensa nacional. Con el fin de poder controlar a los elementos más rebeldes del ejército aceptó las peticiones elementales del ejército y poder apartarlos así de los asuntos del Estado. Aunque durante su mandato se firmó con Italia y Alemania el Pacto Tripartito, Konoe se mostró partidario de no romper relaciones diplomáticas con Estados Unidos. Presentó su dimisión el 4 de enero de 1939 al ser incapaz de poner fin al conflicto con China y por las presiones que recibía del ejército japonés, institución que quería ejercer el control absoluto sobre la economía del país.

Tras abandonar la presidencia del gabinete de ministros fue nombrado ministro de Estado sin cartera en el gabinete de Hiramura Kiichiro y presidente del Consejo Privado Imperial. Presentó su dimisión como presidente del Consejo el junio de 1940 con la intención de crear un partido nacional de masas de ideología cercana al fascismo. El 23 de julio de 1940 volvió a ser designado primer ministro, por lo que tuvo que abandonar momentáneamente su proyecto de crear una nueva formación política.

Su primera decisión fue llevar a cabo una drástica reorganización del gobierno. Prohibió todos los partidos políticos y para apoyar al nuevo gabinete creó a finales de 1940 una nueva organización, al que bautizó con el nombre de Asociación de Asistencia al Poder Imperial. El 1 de agosto pronunció un discurso en el que afirmó que su gobierno iba aplicar una política de corte totalitarista en el interior del país, y en el que anunciaba la dominación japonesa sobre Asia.

Tuvo que hacer frente al cierre por parte de los británicos de la carretera que unía Birmania con China; de esta forma esperaban que Konoe rectificara su política imperialista. Ordenó la invasión de la Indonesia Francesa. A causa de su política expansionista en el Pacífico, las relaciones con Estados Unidos se volvieron muy tirantes. Para tratar de mostrar su buena intención hacia el gobierno estadounidense, se mostró dispuesto a discutir su política con el propio Roosevelt. Intentaba de esta forma que Estados Unidos no se implicara en el conflicto con China.

En abril de 1941 firmó un pacto de no agresión con la Unión Soviética, con lo que trataba de asegurar su flanco norte. Disolvió su gabinete el 16 de junio de 1941, pero ante la imposibilidad de encontrarle un sustituto, volvió a recibir el encargo de formar gobierno dos días después. Consiguió eliminar del gobierno a su principal rival político, el antiguo ministro de Exteriores Matsuoka Yosuke.

Su tercer gabinete duró hasta el 16 de octubre de 1941; presentó su dimisión a causa de las profundas diferencias que surgieron con sus ministros sobre la forma de llevar los asuntos de la política nacional, especialmente con el ministro del ejército Hideki Tojo. Tras el ataque a Pearl Harbour se alejó de la vida política. En 1944 cooperó junto con otros destacados líderes políticos hacer caer el gabinete de Tojo. A la finalización de la Segunda Guerra Mundial se mostró dispuesto a encargarse de la redacción de una nueva Constitución según los principios de las democracias occidentales, por lo que fue nombrado vicepresidente del primer gobierno de posguerra. Sin embargo, no llegó a tomar posesión, ya que fue incluido el 6 de diciembre de 1945 por el Alto Mando de las tropas aliadas en la lista de criminales de guerra. Konoe decidió darse muerte antes de entregarse a los vencedores.