Akiba Rubinstein

(Stawisk, 1882 - Amberes, 1961) Ajedrecista polaco. Nacido en una familia numerosa (fue el último de doce hermanos), comenzó estudios de Teología antes de dedicarse por completo al ajedrez, en el que su primer logro significativo fue la quinta posición obtenida en el campeonato ruso de 1903, celebrado en Kiev. En 1906 quedó tercero en el torneo de Ostende, y a continuación venció en el torneo de Lodz, lo que lo lanzó a la elite de este deporte.

Entre 1907 y el comienzo de la I Guerra Mundial ganó numerosos torneos, en muchos de ellos contra todo pronóstico. En 1909 derrotó al maestro Emmanuel Lasker, entonces campeón del mundo, en San Petersburgo, y dos años más tarde hizo lo propio con el cubano José Capablanca en San Sebastián. En 1911 se enfrentó por primera vez a Alexander Alekhine en Carlsbad, a quien derrotó; después ganó en una sola temporada, y de forma consecutiva, cinco torneos internacionales: Vilna, San Sebastián, Pistyan, Breslau y Varsovia, hazaña nunca repetida.

No obstante, su carrera se vio seriamente frenada por una enfermedad mental de carácter nervioso, antropofobia, agravada además por la imposibilidad de poder disputar el campeonato del mundo debido a razones económicas -en aquella época el aspirante debía financiar el campeonato-. Durante la contienda se prodigó en pocas competiciones, a excepción de las reservadas para Grandes Maestros, sin que consiguiera la victoria en ninguna de ellas.

En 1922 reapareció triunfal en Viena por delante de Richard Réti y, tres años más tarde, venció en Marienbad ante Nimzowitsch. Aunque continuó compitiendo hasta principios de los años 30, cada vez lo hizo con menos brillantez debido a un agravamiento de su enfermedad. Internado en un sanatorio belga, pasó el resto de su vida en el anonimato.

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información