Seleuco I Nicátor

(Europo, c., 355 - ?, 280 a.J.C.) Militar macedonio, sátrapa de Babilonia (321-316 a.J.C. y 312-305 a.J.C.) y rey fundador de la dinastía seléucida. Tras la muerte de Alejandro Magno, su imperio quedó repartido entre sus generales (los diádocos); uno de ellos fue Seleuco I Nicátor, quien, desde su posición de sátrapa de Babilonia, emprendió una primera fase de expansión hacia Oriente que se vio detenida en las fronteras de la India.


Seleuco I Nicátor

Aliado con Ptolomeo I y otros diádocos, derrotó luego a Antígono en la batalla de Ipsos (301) y se adueñó de Persia, Bactriana y el norte de Siria. En el 300 erigió su nueva capital en Antioquía, y desde su fastuosa corte rigió los destinos de su reino de acuerdo con modelos helenísticos.

Sus continuos enfrentamientos con Ptolomeo por la posesión del sur de Siria y su victoria a principios del 281 sobre Lisímaco de Tracia impulsaron a Seleuco marchar a Macedonia con el objetivo de iniciar una campaña que restableciera bajo su mandato el imperio de Alejandro, pero una conspiración puso fin a sus sueños. Del mismo modo que Ptolomeo I inició la dinastía ptolemaica, que gobernaría el Egipto helenístico hasta los tiempos de Cleopatra, Seleuco I Nicátor fundó la dinastía seléucida, que perduraría hasta el 64 a.C., si bien su poderío decayó sensiblemente después del reinado de Antíoco III el Grande (223 a.C.-187 a.C.).

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información