Jean Giraudoux

(Bellac, 1882 - París, 1944) Novelista y dramaturgo francés que creó una forma de drama impresionista, denso y literario, en el que predomina el texto. Hijo de un preceptor, de ascendencia campesina, fue un buen estudiante de letras clásicas. Llegó a París en 1900 e ingresó en la Escuela normal superior, donde se interesó por la cultura germánica.


Jean Giraudoux

Entre 1905 y 1907 trabajó como preceptor en una familia de la aristocracia alemana, lo cual le permitió profundizar sus estudios. Recorrió Austria, Hungría e Italia y trabó amistad con Paul Morand y Frank Wedekind. Fue becado a Harvard y al regresar a Francia conoció al joven editor Grasset, quien en 1909 publicó su primer volumen de relatos, Provinciales. Elogiado por André Gide en la Nouvelle Revue Française, publicó poco después las tres novelas de La escuela de los indiferentes (1911), que describían su intinerario intelectual y sentimental.

La novela Simón el patético, que comenzó a publicarse en un periódico en 1914, al estallar la Primera Guerra Mundial, estaba inspirada en una difícil relación amorosa. Incorporado al frente, sufrió frecuentes hospitalizaciones al ser herido en combate, durante las cuales escribió relatos de guerra (En Alsace; Cinq Soirs, Cinq Réveils). Otras obras dieron cuenta de sus experiencias bélicas, como es el caso de Lectures pour une ombre (1917) y Amica America (1918). En Adorable Clío (1920) dijo adiós a la contienda, así como dijo adiós a la infancia en el relato Nuit à Châteauroux (1919).

Instalado en París, Jean Giraudoux prosiguió su carrera diplomática, que había comenzado una década atrás, pero ello no le impidió consagrarse a la escritura. Las novelas posteriores se sitúan a medio camino entre el mundo real y el simbólico: Susana y el Pacífico (1921), Sigfrido (1922), Prière sur la tour Eiffel (1923), Juliette au pays des hommes (1924), Bella (1926), Églantine (1927).

A los 45 años Giraudoux comenzó su carrera de autor dramático, elaborando una versión teatral de Sigfrido, obra que se escenificó en 1927 y que marcó un hito en la historia del teatro francés. En colaboración con el actor y director Louis Jouvet llevó a escena con éxito doce obras extensas y cuatro en un acto. Entre ellas, Amphitryon 38 (1929), Judith (1931), Intermezzo (1933), Tessa (1934), La guerra de Troya no sucederá (1935), Èlectre (1937), Supplément au voyage de Cook (1935), L´Impromptu de París (1937) y Ondina (1939). Todas ellas pertenecen a un "teatro literario", en el que la palabra goza de supremacía.

Pero no abandonó la novela. En 1930, publicó Aventures de Jérôme Bardini; en 1934, Combat avec lange; en 1936, La mentirosa. Su última novela fue Choix des élues (1939). Nombrado inspector general de puestos diplomáticos y consulares en 1934, visitó el Cercano Oriente y Europa oriental (1935), América (1936 y 1939) y dio la vuelta al mundo en 1937-1938. Publicó artículos periodísticos abarcando las áreas más diversas: política, deportes, urbanística, ecología. Durante la Segunda Guerra Mundial permaneció en Francia. Escribió y publicó por entregas L´Apollon de Marsac (obra creada en Río, en 1942), Sodoma y Gomorra (1943) y La loca de Chaillot (póstuma, 1945), que fue un éxito de posguerra.

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información