Pierre-Jean Jouve

(Arras, 1887-París, 1976) Escritor francés. Influido por la escuela simbolista en sus primeros libros de poemas (Presencias, 1912; Hablar, 1913), a partir de su conversión al catolicismo (1924) reflexionó en sus obras poéticas sobre la doble naturaleza del hombre, prisionero de los instintos pero atraído por la espiritualidad: El paraíso perdido (1929), Sudor de sangre (1934), Diadema (1949), Reflejos (1962). Dentro de una tendencia similar, esribió también novelas: Paulina 1880 (1925), Catalina Crachat (1947).