Marcelino Camacho

(Marcelino Camacho Abad; Osma la Rasa, Soria, 1918). Sindicalista español. Se crió en el pueblo aragonés de Ariza, donde su padre era ferroviario. En 1935 ingresó en el Partido Comunista de España (PCE), compromiso que le llevó a luchar en el bando republicano durante la Guerra Civil de 1936-39. Tras la derrota de éste, fue juzgado y condenado en represalia por el bando vencedor: fue encarcelado y, más tarde, asignado a un batallón de trabajos forzados en Tánger. Se evadió de un campo de concentración franquista y pidió asilo político en la Argelia francesa.

En 1957 fue indultado y regresó a España, trabajó como obrero metalúrgico en la empresa Perkins Hispania; allí fue elegido miembro del Comité de Empresa. Desde principios de los años sesenta impulsó la formación de las ilegales Comisiones Obreras que, bajo inspiración fundamentalmente comunista, defendían los derechos de los trabajadores al margen del sindicato único del régimen de Franco.

Fue detenido por ello en 1967; encarcelado durante nueve años por la dictadura, el proceso judicial contra él y sus compañeros sindicalistas («Proceso 1.001») se convirtió en un símbolo mundial de la lucha por las libertades; recuperó la libertad por el indulto concedido a la muerte de Franco.

Cuando el movimiento de Comisiones Obreras se unificó en una confederación sindical, Camacho fue elegido su primer secretario general (1976). Las primeras elecciones democráticas de la Transición (1977) le dieron un escaño de diputado, al cual renunció dos años después para evitar el conflicto entre la disciplina de voto del partido y su fidelidad a los intereses de los trabajadores.

Durante su largo periodo al frente de Comisiones Obreras consolidó su organización como fuerza sindical mayoritaria (en paridad con la Unión General de Trabajadores, con la que alcanzó progresivamente una línea de acción común). En 1987 dimitió de su puesto por razones de edad y pasó a ocupar el cargo de presidente del sindicato; le sucedió como secretario general el joven Antonio Gutiérrez, con quien se enfrentaría años después a raíz del distanciamiento de Comisiones con el Partido Comunista (de cuyo Comité Central siguió siendo miembro Camacho), hasta el punto de cesar como presidente en 1995.