Biografias y Vidas
Inicio
Buscador
Índices
Monografías
Reportajes

Damián Forment

(Valencia ?, h. 1480-Santo Domingo de la Calzada, España, 1540) Escultor español. Fue la gran figura de la escultura renacentista en Aragón. Los especialistas discrepan sobre su formación; según algunos, aprendió el oficio en Valencia con su padre, también escultor; al decir de otros, se formó en Florencia. En cualquier caso, parece bastante probable una estancia en Italia, ya que su escultura es plenamente renacentista en un momento en que este estilo aún no había cuajado por completo en España.

En 1509 está documentada su presencia en Zaragoza, donde el primer encargo importante que cumplimentó fue el retablo del altar mayor de la basílica del Pilar. Forment concibió esta obra, de grandes dimensiones, con una estructura arquitectónica todavía gótica que acoge figuras ya plenamente renacentistas, monumentales y de gran elegancia en las poses y actitudes.

Hacia 1512 aproximadamente comenzó el retablo de la catedral de Huesca, que presenta grandes similitudes estilísticas con el del Pilar. En Zaragoza realizó algunas otras obras que se han perdido o sólo se conservan en parte.

En 1527 fue contratado por los monjes del monasterio de Poblet para que labrara el retablo mayor de la iglesia. En él, Forment abandonó por primera vez las formas góticas de la arquitectura del retablo y creó una estructura renacentista con figuras más solemnes y elegantes, si cabe, que las de sus realizaciones anteriores.

Diez años más tarde está documentada su presencia en Santo Domingo de la Calzada, donde obró un gran retablo para la iglesia de la localidad. Fue ésta la primera y única vez en que no empleó el alabastro como material, sino la madera, que más adelante fue dorada y policromada. La muerte cuando aún trabajaba en esta obra, que, sin embargo, dejó prácticamente concluida.

Inicio   Buscador   Índice alfabético   Recomendar sitio   Añadir a favoritos