Edgar Negret

(Edgar Negret Dueñas; Popayán, Colombia, 1920) Escultor colombiano. Unánimemente considerado como el más destacado representante de la moderna escultura colombiana, Edgar Negret trascendió con sus composiciones abstractas las fronteras de su país y asimiló las tendencias de la plástica del siglo XX para crear una obra de singular originalidad y fuerza expresiva.


Edgar Negret

Hijo de una familia aristocrática (su padre fue el general Negret), cursó estudios en Cali. En 1946 hizo su primera exposición individual y durante los años cincuenta residió en Nueva York, París y Madrid. Sus materiales de trabajo fueron muy diversos desde los inicios, pues incluían el yeso, la cerámica, el acero y el hierro, aunque posteriormente el aluminio pasó a ser el más utilizado. Gaudí y Brancusi fueron los artistas que más influyeron en su formación.

Al comienzo de su carrera pasó por una etapa semifigurativa. Fue en los primeros años de la década de 1950 cuando empezó a realizar conjuntos escultóricos abstractos como su serie Aparatos mágicos, construcciones realizadas con piezas metálicas ocasionalmente móviles, en las que se evocaba la moderna y compleja tecnología industrial. En sus creaciones fue adquiriendo predominio el ensamblaje de planchas y barras coloreadas y fijadas mediante tornillos y tuercas.

Su original estilo y técnica creativa lo configuraron como uno de los grandes escultores del siglo XX en Latinoamérica. Negret expuso sus obras en la Exposición Internacional de Pittsburgh, la XXX Bienal de Venecia de 1960 y las bienales de São Paulo de los años 1957 y 1965, entre otros certámenes. Entre sus obras cabe destacar La cabeza del poeta Valencia (1944), Templo (1970), Negret y navegante núm. 2 (1974), Dinamismo (1974), Vigilantes (1978), Tótem (1978) y Metamorfosis (1982). En su última etapa introdujo en su obra colores estridentes inspirados en motivos incaicos, como en la serie Muros del Cuzco (Casa Negret, 1990).