José Núñez de Cáceres

(Santo Domingo de Guzmán, Haití, 1772 - Ciudad Victoria, México, 1846) Político dominicano. Entre 1801 y 1815 fue rector de la Universidad de Santo Tomás. En 1801, Toussaint Louverture, el líder negro de Haití, ocupó Santo Domingo y unificó el gobierno de toda La Española. Sin embargo, los criollos nunca llegaron a aceptar la dominación haitiana y se rebelaron, con la ayuda de los británicos. Núñez encabezó la lucha, y tras una exitosa campaña los dominicanos proclamaron, el 30 de noviembre de 1821, la independencia de la zona occidental, con el nombre de Haití español. Núñez fue elegido presidente, pero un año más tarde el gobernador del Haití francés, Boyer, reconquistó Santo Domingo. Ante la impasibilidad de los jefes continentales, Núñez se vio obligado a huir del país, y los dominicanos no alcanzaron la independencia definitiva hasta 1865.


José Núñez de Cáceres

A finales del siglo XVIII, Inglaterra y Francia intentaban arrebatar a España sus posesiones coloniales en América. En 1795, en virtud del tratado de Basilea, España hubo de ceder a Francia la mitad este de La Española, actual República Dominicana. Nacido en Santo Domingo de Guzmán, Núñez de Cáceres estudió derecho en la Universidad de Santo Tomás de Aquino, en la que ejerció la docencia, y, tras la cesión de la parte española de la isla a los franceses, emigró a Puerto Príncipe (hoy Camagüey), Cuba. Desde esa ciudad pasó a La Habana, donde desempeñó importantes cargos para la Corona española. Poco después, los españoles recuperaron temporalmente el control de la mitad este de la isla, lo que le permitió regresar a Santo Domingo y proseguir su labor docente; fue rector de la Universidad de Santo Tomás de Aquino entre 1801 y 1815.

En 1804, Haití obtuvo su independencia respecto a Francia, pero los franceses mantuvieron el control de la actual República Dominicana hasta 1809, cuando, tras la reconquista encabezada por Juan Sánchez Ramírez, se restableció el dominio español. Núñez de Cáceres volvió entonces a ocupar la misma posición que ostentaba en Cuba. Como Teniente Gobernador, Asesor General y Auditor de Guerra, ejercía un gran control de la política general de la colonia, pero, ante la desidia con la que España manejaba los asuntos de Santo Domingo, gestó el movimiento independentista de 1821 que, una vez consumado, sería conocido como "independencia efímera". Cáceres organizó un golpe de Estado que depuso al régimen colonial español encabezado por el gobernador Sebastián Kindelán y estableció el Estado Independiente del Haití Español.

El Estado Independiente del Haití Español fue un régimen liderado por la alta clase social criolla, dejando de lado a los sectores más activos: el de los grandes hateros, que era el dominante pero que había sido desplazado del poder por Núñez de Cáceres, y el de los esclavos negros, quienes mantuvieron esa condición a pesar de la descolonización. Por otro lado, los esfuerzos de Núñez de Cáceres para vincular políticamente su movimiento con la Gran Colombia de Simón Bolívar no obtuvieron respuesta de éste.

Tales circunstancias favorecieron los movimientos prohaitianos, alentados por el presidente Jean-Pierre Boyer. En 1822, obviando la existencia del nuevo Estado, Boyer, apoyándose en el criterio formulado por Toussaint Louverture en 1801, según el cual la isla era "una e indivisible", penetró con un poderoso ejército, proclamó la libertad de los esclavos, repartió tierras y garantizó las propiedades, con lo que atrajo las simpatías de éstos y de un sector de los criollos. Finalizaba así la llamada "independencia efímera". Núñez de Cáceres vivió a partir de entonces exiliado en Venezuela, donde administró una imprenta y dirigió periódicos. Allí estuvo al lado de José Antonio Páez cuando surgió una disputa entre éste y Simón Bolívar. En 1827 se trasladó a México, y en Ciudad Victoria fue declarado Ciudadano Benemérito del estado de Tamaulipas.

Escritor, abogado y periodista además de precursor de la Independencia de la República Dominicana, José Núñez de Cáceres fue fundador de El Duende (1821), primer periódico dominicano; en Caracas fundó El Relámpago, El Constitucional Caraqueño y El Cometa Extraordinario. En 1846 falleció en Ciudad Victoria, México, después de una vida destacada. Sus restos fueron traídos al país al acercarse el primer centenario de la República de la que fue el precursor.