Ralph Johnson Bunche

(Detroit, 1904 - Nueva York, 1971) Diplomático, sociólogo y politólogo estadounidense. Figura significativa de la diplomacia norteamericana de la segunda posguerra mundial, sus esfuerzos mediadores como jefe de la misión de Naciones Unidas en Palestina (1947-1949) le valieron la concesión del Premio Nobel de la Paz en 1950. Fue el primer hombre negro en recibir dicho galardón.


Ralph J. Bunche

Nieto de esclavos, su inteligencia y voluntad le permitieron acceder a una educación, a pesar de los muchos obstáculos que el sistema social y jurídico norteamericano oponía a la plena integración de la población negra. Ralph J. Bunche estudió en la Universidad de Los Ángeles (California), donde se graduó en Ciencias Políticas en 1927, para pasar posteriormente a la prestigiosa Universidad de Harvard, en la que, a los treinta años, obtuvo el doctorado en relaciones gubernamentales e internacionales.

En 1928 se integró en el claustro de la Universidad negra de Howard (Washington, D.C.), mientras concluía su tesis doctoral en Harvard. En Howard organizó el departamento de ciencias políticas, del que se convirtió en secretario. Durante esta época, la concesión de una beca Rosenwald le permitió realizar un viaje por el África occidental francesa, donde llevó a cabo un estudio comparativo entre la administración de Togo, bajo régimen de mandato, y la de Dahomey, bajo régimen colonial. Asimismo, durante 1936-1937 realizó investigaciones postdoctorales en antropología y política colonial en la Universidad del Noroeste (Illinois, Estados Unidos), en la London School of Economics (Reino Unido) y en la Universidad de Ciudad de El Cabo (Sudáfrica).

En 1938 Ralph Bunche ganó la plaza de profesor titular en la Universidad de Howard y se incorporó al equipo de trabajo del sociólogo sueco Gunnar Myrdal, que dirigía para la empresa Carnegie Corporation un monumental informe sobre la situación de la población negra de Estados Unidos. Bunche colaboró hasta 1940 en este proyecto, que sería publicado cuatro años después bajo el título El dilema americano y que causó un gran impacto sociopolítico en el país.

En 1942 comenzó a trabajar para el Departamento de Guerra estadounidense como asesor para África y Extremo Oriente de la Oficina de Información, que poco después se llamaría Oficina de Servicios Estratégicos. En enero de 1944 pasó al Departamento de Estado (ministerio de asuntos exteriores), donde participó en la organización de las secciones para territorios bajo régimen de fideicomiso y mandato, posteriormente incorporadas a la Organización de Naciones Unidas. Este cargo le convirtió en un afamado experto en conflictos coloniales.

Como miembro destacado del cuerpo diplomático de Estados Unidos, Ralph Bunche acudió a numerosos encuentros internacionales: entre otros, la Conferencia de Dumbarton Oaks (1944) y la de San Francisco (1945), donde se creó la Organización de las Naciones Unidas, en la redacción de cuya carta fundacional colaboró como asesor en cuestiones administrativas. En 1945 se convirtió en la primera persona de raza negra en acceder a la dirección de una división ministerial del gobierno federal, la de Asuntos del Área Familiar. Al año siguiente fue nombrado director de la División de Mandatos del Secretariado de Naciones Unidas. En 1948, habiendo sido ascendido a director principal del departamento de la ONU para los territorios bajo régimen de mandato, se encargó del diseño de estrategias para la progresiva independencia de las áreas sometidas a este régimen administrativo.

Su trabajo en dicho departamento le implicó de lleno en las negociaciones internacionales para la creación del Estado de Israel, así como en el consiguiente conflicto palestino. Desde 1947 fue uno de los miembros principales de la misión de Naciones Unidas en Palestina, dirigida por el conde Folke Bernadotte. El 3 de diciembre de ese mismo año fue nombrado jefe de la comisión especial para Palestina del Secretariado de la ONU, lo que le convirtió en pieza clave en los esfuerzos mediadores entre árabes y judíos. El 17 de septiembre de 1948 cayó asesinado Bernadotte y, al día siguiente, Ralph Bunche fue designado para sustituirle por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Tras la proclamación del Estado de Israel, Bunche continuó al frente de la misión internacional, al producirse el estallido de la primera guerra árabe-israelí (1948-1949). En febrero de 1949 fue el encargado de negociar el armisticio entre el recién creado Estado israelí y Egipto. Éste fue el primero de una serie de acuerdos entre Israel y los países árabes que Bunche logró establecer entre febrero y mayo de ese año, contribuyendo así de forma decisiva a trazar el nuevo mapa político del Oriente Medio tras la Segunda Guerra Mundial.

Sus incansables esfuerzos le granjearon una enorme popularidad internacional. En 1950 Ralph Bunche fue galardonado con el Premio Nobel de la Paz en reconocimiento a su labor de mediación en el conflicto árabe-israelí. Al recibir el premio declaró que su labor en Palestina había sido la más satisfactoria que nunca había realizado, porque, por vez primera, se había logrado "utilizar fuerzas militares para asegurar la paz, no la guerra".

En octubre de ese mismo año fue nombrado profesor de relaciones gubernamentales en la Universidad de Harvard. Sin embargo, en febrero de 1952 sus muchos compromisos profesionales en la ONU le obligaron a renunciar a la docencia. Al año siguiente fue elegido presidente de la Asociación Americana de Ciencias Políticas.

El 19 de agosto de 1954 fue nombrado subsecretario sin cartera de Naciones Unidas; se convirtió así en el primer estadounidense en alcanzar un puesto de tan alta responsabilidad en la organización internacional. En 1957 fue designado subsecretario para asuntos políticos especiales, cargo desde el que fue el principal colaborador del Secretario General Dag Hammarskjöld. En 1956 fue el encargado de supervisar el despliegue de una fuerza de seis mil soldados de la ONU en el Canal de Suez después de que se produjera la invasión de la zona por tropas israelíes, británicas y francesas.

En 1960 participó en la misión de pacificación de Naciones Unidas en el Congo y, cuatro años después, dirigió el despliegue de otra fuerza de seis mil hombres en Chipre para mediar en el conflicto greco-turco por el control de la isla. En todos estos conflictos trató de garantizar la paz con la interposición de las fuerzas militares de la ONU. En 1969 fue nombrado subsecretario general de la ONU. Hasta su retirada poco antes de su muerte, Ralph Bunche siguió encabezando las misiones de pacificación de Naciones Unidas, además de dirigir el programa de dicha organización para el desarrollo de los usos no bélicos de la energía nuclear.

En 1963 le fue concedida, de manos del presidente John F. Kennedy, la Medalla de la Libertad, la condecoración civil más importante de Estados Unidos. Pero, a pesar del reconocimiento internacional y del agasajo de las autoridades estadounidenses, Bunche fue duramente criticado por las organizaciones del movimiento por los derechos civiles de los negros, que le acusaban de haber relegado la lucha racial a un plano secundario de su actividad pública.

Desde comienzos de los años sesenta, Bunche utilizó su influencia política a favor del movimiento negro. En 1965 participó en las marchas por los derechos civiles de Selma y Montgomery (Alabama) y trabajó activamente en la junta directiva de la Asociación Nacional para el Avance del Pueblo Negro. En junio de 1970 hubo de renunciar a sus cargos en la ONU debido a sus problemas de salud, cuando era el colaborador más influyente del Secretario General, Sithu U Thant. Murió en Nueva York a los 67 años.