Biografias y Vidas
Inicio
Buscador
Índices
Monografías
Reportajes

Baldassare o Baltasar Castiglione

(Casatico, 1478-Toledo, 1529) Humanista y político italiano. Recibió una educación humanística en Milán. Vivió en la corte de Ludovico el Moro, de los Gonzaga y de Guidobaldo de Montefeltro. Fue embajador en Roma con León X y trabó amistad con Rafael y con Miguel Ángel. Enviado a España por Clemente VII para tratar con Carlos V, el emperador lo acogió cuando cayó en desgracia en la corte pontificia y le concedió el obispado de Ávila. Escribió poesías líricas en lengua vulgar y poesías latinas. Su obra más importante es El cortesano (1528), cuya influencia sobre la literatura europea de la época fue considerable.


Baldassare Castiglione

Militar, diplomático, artista y literato, Baltasar (o Baldassare) Castiglione fue uno de los más nobles y perfectos caballeros de su época, y no se dejó envanecer por los honores obtenidos ni por su extraordinaria cultura; concilió el humanismo con la vida cortesana, desarrollando sus coloquios "en la grata compañía de excelentes personas". Formado en Milán, entre sus maestros figuró el célebre humanista Demetrio Calcondilas. Tras el fallecimiento de su padre acompañó al duque Francisco Gonzaga en su desgraciada expedición contra Nápoles (1503). Pasó después a la corte de los Montefeltro, en Urbino, y desempeñó misiones diplomáticas en Inglaterra y Francia; recibió luego el título condal de Nuvolara y fue enviado como embajador a la Roma de León X, donde entabló amistad Rafael y con Miguel Ángel.

En las famosas reuniones de la duquesa Isabel Gonzaga y de su cuñada Emilia Pía conoció a una serie de hombres ilustres, entre ellos a Bembo, Juliano de Médicis, el cardenal Bibbiena y otros literatos, que habrían de ser los personajes de El cortesano. En ocasión de tales tertulias compuso la égloga Tirsis (1506) y preparó la representación de La calandria, cuyo prólogo escribió (1513). El cortesano, compuesto entre 1508 y 1516, no fue impreso hasta 1528, luego de una detenida revisión. Castiglione describe en esta obra uno de los debates que tenían lugar en la corte de Urbino, e imagina que en ella se discute "la forma de cortesanía más conveniente a un gentilhombre que viva en una corte de príncipes" y quiera ser considerado perfecto cortesano.

Muerta su esposa en 1520, a los cuatro años de matrimonio, abrazó el estado eclesiástico y fue enviado por Clemente VII como nuncio pontificio en la corte de Carlos V. En las cartas enviadas desde España ensalza la figura del emperador, poderoso e interesado en el bien de la cristiandad. La desilusión que experimentó Castiglione ante el saqueo de Roma de 1527 y el sucesivo cautiverio del pontífice le resultó grave y mortal, por cuanto marcaba el hundimiento de sus ideales políticos; disgustado y dolorido, rechazó los cargos que le había ofrecido el soberano, y murió poco después en Toledo.

El cortesano

Escrito entre 1508 y 1516, y atentamente corregido hasta 1528, año en que fue publicado, El Cortesano es uno de los libros más conocidos y más representativos del Renacimiento italiano. La obra desarrolla en cuatro partes las conversaciones que tuvieron lugar, durante cuatro noches seguidas, en la corte de Urbino; tienen el papel de interlocutores algunos de los más ilustres personajes de la época, entre ellos la duquesa Elisabetta, la princesa Emilia Pía, el cardenal Bibbiena, Cesare Gonzaga, Bembo, Juliano de Médicis, Ludovico di Canossa, Federico Fregoso y el Aretino.

El diálogo se basa en la propuesta, formulada por Fregoso, de dedicar el "juego" de la velada a "formar con palabras un perfecto cortesano", o sea, como se dice más claramente al principio del primer libro, a describir la "forma de cortesanía más conveniente al gentilhombre que viva en una corte de príncipes", y, en la variedad de las costumbres de las distintas cortes de la cristiandad, "elegir la más perfecta, la flor y nata de esta cortesanía". En el primer "juego" o diálogo se habla ampliamente acerca del nacimiento y de la variada educación del gentilhombre; en el segundo, de sus calidades como hombre social y de su actitud en las distintas circunstancias; el tercero dibuja el ideal de la perfecta dama de palacio; el cuarto trata de las relaciones del cortesano con el príncipe, y se cierra con una disertación sobre el amor platónico, disertación llevada a cabo por Bembo, el teórico más acreditado en esta materia.

El diálogo se desarrolla con un ritmo armonioso, abierto, sereno, y resulta moldeado por el elegantísimo "decoro" que fue el ideal del Renacimiento italiano, y en que también el pensamiento se presenta como sublimación de una sociedad cultísima y refinada. Por este tono íntimo, por esta atmósfera de serenidad olímpica de la suavidad intelectual del diálogo, El cortesano es uno de los libros más directamente reveladores del espíritu y del gusto del Renacimiento. Ciertas digresiones tienen además un interés histórico-literario más directo, como las observaciones sobre la "gracia" y sobre la música, o, en la dedicatoria, las observaciones sobre la necesidad de no despreciar "la costumbre del habla" de las distintas ciudades italianas, aunque no toscanas, con lo que Castiglione entra, y con una intuición muy moderna, en las encarnizadas disputas lingüísticas de su tiempo, formulando la tesis opuesta a la del toscanismo y del florentinismo más violento.

El cortesano es al mismo tiempo un tratado de buena crianza y un código; el código de finura de pensamiento y del gusto hecho elegancia y refinamiento de las costumbres. Tal como lo dibuja Castiglione, el cortesano es un tipo, y ni el ambiente ni los personajes tienen vida; pero se trata de algo muy natural si se piensa en el íntimo carácter de esta obra, en la que no se retrata una sociedad sino que se forja poéticamente. El libro se halla por ello libre de aspectos episódicos y contingentes, elevándose a mito ejemplar, a obra de arte viva, en un clima armonioso y sereno. En España la obra fue muy pronto conocida gracias a la célebre traducción de Juan Boscán (1534).

Inicio   Buscador   Índice alfabético   Recomendar sitio   Añadir a favoritos