Jesús de Nazaret

Figura central de la nueva fe, la vida y enseñanzas de Jesús de Nazaret constituyen para los cristianos la prueba del amor de Dios por la humanidad. En el Antiguo Testamento Dios aparece, ante todo, como juez, mientras que en el Nuevo Testamento Jesús nos lo muestra como padre misericordioso y resume sus mandamientos en el amor al prójimo. El mandato de Jesús de enseñar el evangelio a todas las gentes fue el comienzo de las misiones cristianas. Los apóstoles establecieron comunidades cristianas en Palestina y llevaron (sobre todo san Pablo) la fe cristiana a los pueblos no judíos. En poco más de cien años el cristianismo se extendió por el Mediterráneo y, en el 380, adquirió el rango de religión oficial del Imperio romano. A pesar de sus conflictos internos, la Iglesia cristiana se convirtió en un catalizador cultural que contribuiría en gran medida a fraguar la evolución histórica del mundo occidental. La siguiente galería de imágenes ilustra los principales hechos de la vida de Jesús. Haz clic en las miniaturas para ampliarlas.

Clic para ampliar
Fuente de inspiración
Clic para ampliar
La anunciación
Clic para ampliar
La matanza de los inocentes
Clic para ampliar
El bautismo
Clic para ampliar
El sermón de la montaña
Clic para ampliar
La última cena
Clic para ampliar
Crucifixión
Clic para ampliar
La ascensión