Luis XIV de Francia

 
Entrada en París. Finalizada la guerra civil, Luis XIV pudo regresar triunfalmente a París. La hostilidad del pueblo parisiense había impedido el regreso de Mazarino y Luis XIV tuvo que afrontar su primer acto de autoridad, ordenando arrestar al conspirador, el cardenal de Retz. Mazarino regresó en 1653 y durante los ocho años siguientes Luis XIV delegó en él los asuntos de Estado. El primer ministro se dedicó a la reconstrucción tras la crisis de la Fronda y a conseguir el final de la guerra con España, concluida ventajosamente para Francia en la Paz de los Pirineos de 1659.

Al navegar por este sitio, aceptas el uso de cookies y los anuncios personalizados Entendido Más información