Belisario Betancur

(Amagá, Colombia, 1923) Político colombiano. Nacido en el seno de una familia humilde y numerosa, cursó estudios de derecho y de arquitectura en la Universidad de Medellín. Tras su graduación, en 1947, trabajó como periodista para varios diarios y revistas, en cuyas páginas puso de manifiesto tanto su erudición como sus ideas conservadoras. Éstas, muy críticas con el régimen dictatorial de Rojas Pinilla (1953-1957), provocaron su detención y posterior encarcelamiento. En 1963 fue nombrado ministro de Trabajo en el gabinete de León Valencia, y entre 1976 y 1978 fue embajador en España.


Belisario Betancur

En 1982, tras haber sufrido tres derrotas electorales, fue elegido presidente de la República. Su mandato, que se prolongó hasta 1986, se caracterizó por la clara voluntad de erradicar la violencia. Con este fin, logró que tres de los cuatro principales grupos guerrilleros (FARC, M-19 y ELP) firmaran un acuerdo de paz que, sin embargo, no llegó a materializarse.

Por otro lado, el incremento de la presión sobre los grandes narcotraficantes, acostumbrados a la tradicional pasividad del gobierno en sus asuntos, motivó el asesinato de su ministro de Justicia en abril de 1984 y el inicio de una nueva espiral de violencia protagonizada por los ejércitos privados de los narcotraficantes.

En política exterior, integró Colombia en el grupo de países no alineados, apostó por la paz en América Central (Grupo de Contadora) e incrementó las relaciones bilaterales entre España y Colombia. Por todo ello, en 1983 fue galardonado con el Premio Príncipe de Asturias a la Cooperación Iberoamericana.

Tras la vuelta de los liberales a la presidencia, se mantuvo alejado de la escena política, limitándose a actuar como consejero del papa Juan Pablo II en temas de justicia y paz y a colaborar con distintas instituciones culturales, como la Fundación Santillana, el Museo de los Niños, la Casa de Poesía Silva y el Museo de Arte Moderno. En 1998 rompió su silencio para dar a conocer su apoyo al candidato Andrés Pastrana, que sería el ganador de las elecciones presidenciales.