Francisco de Carvajal

(Arévalo, 1464 - Jaquijaguana, actual Perú, 1548) Conquistador español. Abandonó sus estudios en Salamanca y se alistó como soldado para combatir en Italia, donde participó en la batalla de Pavía y en el saco de Roma.

Tras regresar a España en 1536, marchó a Perú, donde luchó contra la sublevación de Manco Cápac II. Francisco Pizarro le recompensó por sus servicios con una encomienda en la jurisdicción de Cuzco, y de esta manera quedó ligado a la familia de aquél.

En la guerra luego desatada entre los partidarios de Diego de Almagro y los de Francisco Pizarro (1537-1538), luchó contra los primeros y reconquistó el Cuzco. Al verse después desposeído de su encomienda por las Leyes Nuevas aplicadas en 1542 por el nuevo virrey Blasco Núñez de Vela, se sublevó junto con el resto de los encomenderos de Cuzco, dirigidos por Gonzalo Pizarro, hermano del conquistador Francisco.

Por la crueldad que mostró en tales luchas, Francisco de Carvajal fue llamado el Demonio de los Andes. Finalmente, el 9 de abril de 1548, Pedro de Lagasca derrotó a los rebeldes en la batalla de Jaquijaguana. Al día siguiente, Carvajal y Gonzalo Pizarro fueron ejecutados y descuartizados, y, según era costumbre, sus cabezas se exhibieron en Lima colocadas en picotas.