Roque Sáenz Peña

(Buenos Aires, 1851 - 1914) Político y abogado argentino, presidente de la República Argentina de 1910 hasta su muerte. Era hijo de Luis Sáenz Peña, presidente de la nación de 1892 a 1898. Cursaba estudios de derecho cuando se produjo la insurrección mitrista de 1874 y dejó entonces los libros para actuar a las órdenes del coronel Luis María Campos. Permaneció en la milicia hasta 1877, pero ya dos años antes había obtenido el título de abogado y se había afiliado al partido Autonomista.


Roque Sáenz Peña

En 1876 fue elegido diputado en la legislatura bonaerense. Al desatarse la guerra del Pacífico entre Chile, Bolivia y Perú se alistó al ejército de este último país. Cayó herido en Arica, fue hecho prisionero y trasladado a Chile. Cuando regresó al país se le nombró subsecretario de Relaciones Exteriores (1881). Viajó a Europa y en 1885 fundó, junto con Carlos Pellegrini y otros, el diario Sud América, desde cuyas páginas ejercían la oposición a Dardo Rocha.

Sáenz Peña adquirió notoriedad por su desempeño en el Congreso Panamericano de Washington y participó asimismo en diversos encuentros de juristas. Estuvo al frente del ministerio de Relaciones Exteriores en las postrimerías de la administración Miguel Juárez Celman (1890). En 1891 retiró su candidatura a la presidencia de la nación para no tener que competir con su padre, quien resultó electo.

Transitoriamente, el jurista se retiró de la vida pública. Apoyó con fervor a España en la guerra contra Estados Unidos por la posesión de Cuba (1898). Resultó electo diputado nacional en 1906, pero no ocupó su banca, pues fue enviado a España como ministro plenipotenciario.

El 1 de octubre de 1910 Roque Sáenz Peña asumió la presidencia de la nación, acompañado de Victorino de la Plaza en la vicepresidencia. Llegó al poder sin partido propio, como había ocurrido con su padre; interesado en terminar con las viciadas prácticas del sufragio, realizó la reforma electoral que fue sancionada por ley el 1 de abril de 1912: se la conoce como Ley Sáenz Peña y establece el voto secreto y obligatorio.

Durante su gestión logró un acuerdo con Brasil para poner término a la carrera armamentista entre los dos países. Aquejado de una grave dolencia que le obligó a solicitar frecuentes licencias, delegó el mando en su vicepresidente en octubre de 1913, falleciendo poco después, el 9 de agosto de 1914.